Se pretendió hacer una referencia a las piezas con forma de roca que forman el centro de congresos Magma. Por tanto, se fraccionó en 10 elementos articulados esta vez por los núcleos de comunicación que, como las terrazas, quedan en el intersticio entre módulos. El concepto de distribución del edificio Aliseo se lleva aquí a la escala de cada vivienda: cada una posee su propio núcleo húmedo que articula los espacios, que también queda fraccionado en partes según la distribución. El espacio habitable envuelve el núcleo del que se sirve, aprovechando las dos fachadas. En el exterior se reconoce cada pieza independiente, pero a su vez formada por distintos elementos verticales según la partición interior, generando un movimiento en la fachada.

Manteniendo la similitud con el centro de congresos, el espacio público interior se interconecta de forma más fluida por medio de unos recorridos sinuosos a diferentes niveles que albergan dos piscinas. Estas formas recuerdan a la cubierta del Magma, dándole mayor expresividad al proyecto.

Arquitecto: Fernando Menis

Emplazamiento: Granadilla de Abona. Tenerife. España.

Programa: Residencial.

Estado: Proyecto 2007.